viernes, 5 de octubre de 2007

La esperanza de un nuevo día y la realidad del mismo.

Una canción de Sabina dice: … pero ya no era ayer, sino mañana… ¿Qué pasa cuando se hacen planes y eso sucede? Me explico, ¿qué sucede cuando “ayer” dejo de serlo y se hizo “mañana”, o sea, mi “hoy”?

Muchas veces hacemos planes para un nuevo día, una nueva semana, incluso un nuevo año (esos benditos propósitos de año nuevo… voy a perder peso, voy a estudiar antes del examen, voy a ponerme en contacto con aquél amigo que no veo de tiempo ha, etc.) y por algún motivo, esos planes no se dan.

De alguna u otra manera todo se complica y lo que teníamos planeado no sucede porque cosas mas urgentes salen a nuestro paso. ¿Es eso bueno? Recientemente estaba leyendo un artículo que decía que teníamos que es necesario diferenciar entre lo urgente y lo importante. Lo urgente es algo que por su inmediatez demanda nuestra atención en ese momento, desplazando, borrando, ignorando todo aquello que habíamos planeado. Lo importante es aquello que, a pesar de no ser urgente, tiene un valor tal, que veremos sus frutos en algún momento dado.

Hace ya algunos días me había propuesto escribir un “artículo” por semana, para mí es súper IMPORTANTE, pues me ayuda a relajarme, me transporta a otros lugares, me hace sentirme libre y creativo. Incluso me da aires de importancia a veces, como escribí anteriormente, yo les doy una parte de mí al escribir, y al estar en frente del blog, y saberse leído, y no solo saberse leído, pero recibir comentarios que confirman la creencia anterior, es demasiado gratificante.

La semana que termina el día de hoy ha sido muy difícil, larga, diferente, complicada, y de alguna manera URGENTE, tan urgente fue, que no había podido escribir. Ahora, antes de irme al Teatro Nacional a disfrutar del “Concierto para piano y orquesta” de Schumann me puse a pensar que no lo podía disfrutar sin haber hecho las cosas importantes para mi. Así pues, hago realidad la esperanza que tenía, escribo, y disfruto la realidad de este momento, espero que la pasen muy bien :o)

3 comentarios:

Pri dijo...

Como le dije a Gabo el otro día uno tiene que aprender a vivir en su tiempo y no en el tiempo de los demás, y lo importante disfrutar lo mas que podamos de nuestro tiempo. repetitiva ya sé ;)

Alexa dijo...

Como dijo Sabina...lo bueno de usar sombrero es que hay ocasiones como éstas en que uno puede quitarselo!!

Lo urgente la mayoría del tiempo nos hace posponer lo importante.

Un abrazo!

Gabo dijo...

Interesantemente esos urgentes alimentan la urgencia con que "nos quitamos el sombrero"... (linda salida alexa)
El más limitado de todos los recursos es el tiempo... es lo único que tenemos... Como con los demás, tendemos al desperdicio...
Salud!